in

“La luz de vida»

Comparado con Jesús, cada otra luz es ordinaria y es común. Él personifica la palabra única. No hay nadie como Él. Completamente Dios, completamente hombre, el único que podría venir y morir por nosotros.

Su brillante aparición iluminó el peso del Padre. ¿Pero ves esto y toda su gloria? Bueno, hoy Ron Moore lo describe a través de una imagen profunda y detallada de la palabra pintada por el apóstol Juan. Para mirarlo, haremos que el cumpleaños de Jesús sea más brillante que nunca.

Fue el mayor sermón jamás predicado por el predicador más grande que haya existido. Y en ese Sermón del Monte Jesucristo hizo esta declaración a aquellos que lo siguen. En Mateo capítulo 5 versículo 14, Jesús dijo: «Vosotros sois la luz del mundo; una ciudad asentada sobre un monte no se puede esconder. Ni se enciende una luz y se pone debajo de un almud, sino sobre el candelero, y alumbra a todos los que están en casa.» Luego dijo esto: «Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.» (Mateo 5:16) ¿Qué tipos de buenas obras son las que serían tan diferentes, que serían tan atractivas, que brillarían tanto que el mundo vería que hay algo diferente en esa persona?

“Hay algo tan especial en esa persona que ante los ojos humanos es imposible de hacerlo solo, es tan especial que debe ser Dios mismo junto a Él”; ¿no te gustaría que la gente llegue a Dios solamente al ver tu estilo de vida, ser un testimonio vivo de lo que Dios hace en la vida de quienes deciden obedecerle? Entonces yo te pregunto: ¿Qué tipo de vida sería esa? Bueno, para empezar, no sería una vida autosaturada, ¿verdad? No sería una vida llena de distracciones, no sería una vida impaciente. Tendría que haber algo tan diferente, tan convincente que el mundo tuviera que sentarse y darse cuenta. Esa es la vida a la que Jesús nos llama. «Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.» ¿Cómo hace eso un creyente? ¿Cómo vive un creyente su vida de tal manera que Dios obtenga todo el crédito? De eso es de lo que queremos hablar, queremos hacer este tiempo tan especial, de tal manera que al final del día podamos comenzar esta vida que exige una respuesta. ¿Cómo hace esa persona eso? ¿Por qué son diferentes? Y que sea Dios quien obtenga todo el crédito.

Bien, vamos a ver las Escrituras y a comenzar con la persona que nos da la oportunidad de vivir una vida que realmente exige una respuesta. Así que, hace más de 2,000 años Jesús nació con el ángel anunciando su nacimiento a los pastores aterrorizados y la gloria del Señor brilló a su alrededor. Y luego una estrella brillante condujo a los magos al Cristo-Niño. Y en ese día en medio de la luz «El Verbo se hizo carne». Juan 1:14 dice «y habitó entre nosotros (y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad”

Setecientos años antes de eso, el profeta Isaías declaró que la gente que caminaba en la oscuridad vería una gran luz. Aquellos que vivían en la tierra de la sombra de la muerte, una luz amanecería sobre ellos. Y cuando Jesús comenzó Su ministerio terrenal, Él claramente proclamó que Él era de hecho esa gran luz de la que hablaba Isaías. Él dijo: «Otra vez Jesús les habló, diciendo: Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.» (Juan 8:12). Ahora, quiero preguntarte ¿cómo vive un creyente con esa luz que brilla a través de él o ella? Bueno, solamente Jesús puede hacer la afirmación de que Él es la luz del mundo y entonces vamos a ser aquellos que vivan una vida que la luz brille a través de nosotros. Tenemos que saber con certeza quién es Jesús. Así que toma tu Biblia y dirígete a Juan capítulo 1.

Nuestro enfoque de hoy estará en los primeros 12 versículos del 4to Evangelio, el Evangelio de Juan. Mientras te diriges allí, déjame establecer el contexto de este pasaje. Cuando Juan escribió su libro, él claramente declara su propósito en Juan capítulo 20 versículos 30 y 31. Juan dice: «Hizo además Jesús muchas otras señales en presencia de sus discípulos, las cuales no están escritas en este libro. Pero éstas se han escrito para que creáis que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios, y para que creyendo, tengáis vida en su nombre.» Entonces está diciendo que hay muchas otras historias que podría contar sobre Jesús pero que no están escritas aquí. De hecho, en el último versículo de su Evangelio dice: «Y hay también otras muchas cosas que hizo Jesús, las cuales si se escribieran una por una, pienso que ni aun en el mundo cabrían los libros que se habrían de escribir.  Amén.» (Juan 21:25). Ahora Juan está exagerando allí por un propósito, él dice que Jesús hizo tantas cosas maravillosas que ni siquiera puede comenzar a compartirlas todas con nosotros, pero ha registrado algunas de ellas en este libro y esta es la razón por la cual «Pero éstas se han escrito para que creáis que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios, y para que creyendo, tengáis vida en su nombre.» (Juan 20:31).

Esa es la razón principal por la que Juan escribió su libro. Quería demostrar a sus lectores que Jesús era el Cristo. Este es el que has estado esperando, este es el Uno que llena cada vacío en tu corazón, este es el que ilumina la oscuridad. Y si crees en Él, tendrás vida, no sólo la vida abundante, sino la vida eterna. Esa es su razón principal para escribir el libro, pero también hay una razón secundaria. Por increíble que nos parezca, ya en 90 d. C., cuando Juan escribió este libro, ya había todo tipo de herejías flotando alrededor de Jesús. Muchas de las enseñanzas falsas realmente tenían ideas retorcidas acerca de quién era Jesús y entonces Juan comienza su Evangelio para demostrar que Jesús es el Cristo, el que hemos estado esperando, el Uno a través del cual brilla la luz.

Y dice que hay algunas cosas que tienes que clavar. Si la luz va a brillar a través tuyo, si vas a vivir tu vida de tal manera que los demás te miren y vean que Dios está trabajando a través de ti, lo primero que tienes que entender es que Jesús está aquí. «En el principio,» verso 1, «era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios. Este era en el principio con Dios. Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho. En él estaba la vida, y la vida era la luz de los hombres. La luz en las tinieblas resplandece, y las tinieblas no prevalecieron contra ella» (Juan 1: 1-5). Ahora, lo primero que vemos en este pasaje es que Juan se refiere a Jesús como el Verbo o la Palabra. Él es el único escritor del Nuevo Testamento que hace eso.

Se refiere a Jesús como la Palabra aquí en su Evangelio, en 1 Juan, su primera epístola en 1 Juan 1: 1, y luego se refiere a Jesús como la Palabra en el Apocalipsis 19:13. Ahora no hay dudas de que se está refiriendo a Jesús porque dice más adelante en el versículo 14 «Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros (y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad.» Entonces, sabemos que es Jesús, entonces, ¿por qué Juan usa este término “Verbo” para describir a Jesús? Bueno, pensemos en esto ¿Qué hace el Verbo? Bueno, primero el verbo expresa nuestros pensamientos internos. Luego, cuando hablamos, el verbo revela nuestros pensamientos internos. Y entonces el verbo es una expresión de nuestros pensamientos internos incluso antes de que se hablen y luego revelan nuestros pensamientos y, por lo tanto, Cristo es el mismo en la persona de Dios.

Jesús expresa la mente de Dios y Él revela a Dios para el hombre. Jesús diría: «Si me ven, ven al Padre». Si sabes quién soy, tú sabes quién es el Padre «. Entonces, al usar el Verbo para describir a Jesús, Juan da seis afirmaciones claras sobre Jesús para refutar la enseñanza, seis cosas que debes saber sobre el Hijo eterno de Dios, pero esas las veremos en el próximo programa.

Jesús es eterno y esa es una verdad fundamental que tenemos que clavar en nuestras vidas. Y cuando aclaremos esa verdad, podremos comenzar a vivir vidas que planteen la pregunta, ¿qué te hace vivir así?

“La luz de la majestad 2”

“La luz de vida 2”