in

“La luz de la majestad”

Estos hombres habían estado viajando una larga distancia y ahora la estrella está allí. No pueden contener su emoción de ver a Jesús. Entonces ¿Por qué hacemos un buen trabajo conteniendo el nuestro?

Imagine el brillo de un Palacio en Navidad. Aparece pálido en comparación con el brillo del Rey del cielo en Su nacimiento en un establo. En este tiempo, Ron Moore relata la natividad de nuestro glorioso soberano. La seguida por una estrella radiante y ansiosamente buscada por sabios de muy, muy lejos.

Tomen sus Biblias y regresen conmigo al capítulo 2 de Mateo. Nuestra serie ha sido llamada «Que haya Luz” y hoy vamos a seguir una luz brillante que lleva directamente al Cristo-niño. Mateo capítulo 2, comencemos en los versículos 1 y 2 «Cuando Jesús nació en Belén de Judea en días del rey Herodes, vinieron del oriente a Jerusalén unos magos, diciendo: ¿Dónde está el rey de los judíos, que ha nacido? Porque su estrella hemos visto en el oriente, y venimos a adorarle.»

Los magos pertenecían a esta gran e influyente orden de hombres sabios, ellos estudiaron las estrellas, y las ciencias naturales en el siglo V a.C. Y como eran sabios, ocuparon altos cargos en el mundo antiguo. De hecho, si regresas y lees a Daniel en el Antiguo Testamento, recordarás que el Rey Nabucodonosor una noche tuvo un sueño y quería que se interpretara, así que en el capítulo 2 el rey hizo llamar el rey a magos, astrólogos, encantadores y caldeos, para que le explicasen sus sueños.  Pero no pudieron entender su sueño. “Y Daniel entró y pidió al rey que le diese tiempo, y que él mostraría la interpretación al rey (…) Entonces el secreto fue revelado a Daniel en visión de noche, por lo cual bendijo Daniel al Dios del cielo.” y por eso Nabucodonosor colocó a Daniel en una posición alta y le prodigó muchos regalos.

Nabucodonosor nombró a Daniel gobernador de toda la provincia de Babilonia y lo puso a cargo de todos sus sabios. Así que pudo haber sido que Daniel aprovechó esta oportunidad, ya que estaba a cargo de los sabios, para reunirlos y decirles: «Permítanme que les cuente sobre este que va a venir, sobre este que será Rey de los Judíos. Quiero contarles sobre el Mesías, quiero contarles lo que Dios va a hacer por la nación de Israel» Entonces es muy probable que estos sabios hayan  conocido del Mesías por Daniel

Cuando estos sabios llegaron a Roma, ellos dijeron que vieron la estrella del este. No sabemos exactamente qué es esa estrella. Hay todo tipo de especulaciones: algunos dicen que fue una supernova, una constelación de los planetas que se unen, una revelación de Dios, o una luz sobrenatural. Entonces vieron esta estrella y yo preguntó: Si vieras la estrella del Rey de los Judíos, ¿a dónde irías? Irías a Jerusalén, ¿verdad? A la ciudad capital, bueno eso hicieron ellos y cuando llegaron allí, pensaron que todos los judíos sabían que el Cristo había nacido. Y entonces miren el capítulo 2, versículo 2, ellos preguntaron: » ¿Dónde está el rey de los judíos, que ha nacido? Porque su estrella hemos visto en el oriente, y venimos a adorarle” Y Herodes oye sobre eso. Ahora, recuerda que en este momento Roma gobernó el mundo y Roma puso a reyes sobre las diferentes provincias para que gobernaran.

Herodes era uno de esos reyes, pero Herodes era políticamente inteligente. La historia nos dice que él fue un gran administrador y un gran constructor, amaba las cosas grandiosas. Cuando Roma entró y conquistó un área, la destruyeron; y entonces Herodes en esta área comenzó a reconstruir Cesarea, algunas ciudades en Samaria y el templo judío, el cual fue terminado después de su muerte, Herodes amaba la reconstrucción. Así que hizo algunas cosas buenas, pero este rey era un terror, él tenía 10 esposas, tenía todo tipo de hijos y vivía su vida sospechando que sus hijos querían robarle su gobierno y de hecho, algunos lo hicieron, algunos de ellos intentaron envenenarlo. Él sospechó tanto de los dos hijos de su esposa favorita que ordenó su ejecución por estrangulamiento. Según la historia, en una ocasión, César Augusto dijo: «Es mejor ser la cerda de Herodes que su hijo» Cuando Herodes tenía setenta años, sufrió una enfermedad incurable y aun en medio de esa enfermedad, él luchó por mantener todo su poder y control.

Mateo 2 verso 3 dice: «Oyendo esto, el rey Herodes se turbó, y toda Jerusalén con él.» ¿Por qué crees que toda Jerusalén fue perturbada? Pues porque si el Rey Herodes es molestado, esa será una situación muy peligrosa para el pueblo. Así que el versículo 4 dice: «Y convocados todos los principales sacerdotes, y los escribas del pueblo, les preguntó dónde había de nacer el Cristo.» Y tan pronto como les preguntó: «¿Dónde va a nacer?»Ellos le dijeron: En Belén de Judea; porque así está escrito por el profeta:» (Mateo 2: 5) Recuerda que estos magos eran expertos en la ley y conocían el Antiguo Testamento de principio a fin. Entonces para dar su respuesta ellos citan Miqueas capítulo 5 versículo 2 que dice: «Pero tú, Belén Efrata, pequeña para estar entre las familias de Judá, de ti me saldrá el que será Señor en Israel; y sus salidas son desde el principio, desde los días de la eternidad.” Ahora volvamos a Mateo capítulo 2 y leamos los versos del 7 al 8: “Entonces Herodes, llamando en secreto a los magos, indagó de ellos diligentemente el tiempo de la aparición de la estrella; y enviándolos a Belén, dijo: Id allá y averiguad con diligencia acerca del niño; y cuando le halléis, hacédmelo saber, para que yo también vaya y le adore.»

Herodes primero les preguntó»¿Cuándo fue la hora exacta en que vieron la estrella?» Él quería saber qué edad tenía este Rey de los Judíos pues Herodes quería matarlo y así poder asegurarse de que él tendría el control de todo el reino. Entonces, Dios sobrenaturalmente les dijo a los sabios que no regresaran a Herodes.

Ahora leamos el versículo 16 del capítulo 2 de Mateo «Herodes entonces, cuando se vio burlado por los magos, se enojó mucho, y mandó matar a todos los niños menores de dos años que había en Belén y en todos sus alrededores, conforme al tiempo que había inquirido de los magos.» Como no sabía quién era, él dijo: «Mataremos a todos los niños de dos años o menos» Ahora, hagamos un alto y veamos unas pequeñas aplicaciones para nuestra vida; si bien nosotros no vamos por ahí matando a nuestros hijos, todos tenemos un poco de Herodes en nosotros, ¿verdad? queremos tener el control pleno de nuestra vida y no queremos a nadie, incluso si es Dios mismo quien nos dice qué hacer, ellos sacan a Cristo del primer lugar porque no están dispuestos a compartir el trono con nadie, y es precisamente eso lo que evita que muchos cristianos crezcan como deberían pues su lucha en la vida no es por lograr un crecimiento cristiano sino quién va a estar sentado en el trono de su corazón.

Y es por eso por lo que hay muchos solteros cristianos que vivirán la vida teniendo sexo, viviendo juntos sin si quiera estar casados, viviendo en una constante promiscuidad, alimentando sus deseos carnales antes que a su Espíritu, viviendo la vida a su manera y muchos de estos jóvenes saben que eso es incorrecto, pero esa es la forma en que quieren vivir y es por eso que muchos matrimonios se desmoronarán, porque la gente quiere hacer las cosas a su manera, sin importar cuántos matrimonios se necesiten destruir para hacerlo.

Pero los jóvenes no son los únicos que viven su vida haciendo su voluntad y no la Dios, un claro ejemplo de ello son los empresarios que hacen cosas que no deberían hacer porque hacen las cosas a su manera, y no están dispuestos a tener otro jefe. Algunas personas incluso dicen: «Moriré a mi manera con o sin Dios» y eso es lo que hizo el rey Herodes, él sabía que a la gente no le gustaba que matara a la gente, pues si andas matando gente, no eres popular, y justo antes de morir, Herodes invitó a los líderes judíos al palacio y cuando los llevó allí, los hizo encarcelar y dio órdenes de que tan pronto como muriera, todos los líderes judíos serían asesinados. Sólo para asegurar el duelo por la tierra de Israel durante su muerte en lugar de regocijarse por su muerte.

Michael Horton dice que: «Buscamos a un dios que podamos manejar en lugar de a Dios que está realmente allí». Y eso es cierto, ¿verdad? Nos gusta Dios en nuestros términos porque sabemos lo que es mejor o eso creemos. Verán, Herodes tuvo un problema con Jesús porque Jesús era una amenaza para su control y es por eso por lo que algunos de ustedes aquí también tienen un problema con Jesús, porque su vida no puede ser gobernada por el Rey de Reyes Jesucristo y por ellos también, alguien tiene que bajar del trono y hay muchas personas que simplemente no están dispuestas a hacerlo.

Mira, lo único que sabían estos hombres era que este pequeño bebé había nacido y que un día sería Él Rey de los Judíos. Pero ahora sabemos que el bebé nació, creció y que era Dios mismo hecho carne, Él murió en una cruz por nuestro pecado, Él resucitó y la vida que vive la podemos vivir con Él. Si los magos adoraran a un bebé pequeño sabiendo lo poco que sabían, ¿cómo no adorar al Rey de Reyes sabiendo lo que ahora sabemos de Él?

Y sin embargo, aun conociendo y viendo la enorme obra de Amor del Señor Jesucristo no queremos sacrificar nada y decimos cosas como: no me pidas que sirva porque sabes que tengo muchas cosas que hacer. Mira si vas a servir a Cristo, debes hacerlo de una manera que sea realmente significativa y eso realmente te va a costar, pero te puedo asegurar que cualquier sacrificio es poco en relación al enorme sacrificio que Él hizo por amor a nosotros.

“La luz de la verdad 2”

“La luz de la majestad 2”